¿Qué quieres ser de mayor? Trabajar después de la jubilación

Hay muchas personas que están deseando llegar a su jubilación para descansar y disfrutar del tiempo libre mientras que otras deciden continuar en activo un tiempo más por diferentes razones: necesitan más ingresos, quiere una pensión mayor, no ha cotizado lo suficiente o simplemente porque les encanta su trabajo y quieren seguir ejerciéndolo. Y lo […]

Hay muchas personas que están deseando llegar a su jubilación para descansar y disfrutar del tiempo libre mientras que otras deciden continuar en activo un tiempo más por diferentes razones: necesitan más ingresos, quiere una pensión mayor, no ha cotizado lo suficiente o simplemente porque les encanta su trabajo y quieren seguir ejerciéndolo. Y lo mejor de todo, es que trabajar después de la jubilación es muy saludable y ayuda a un envejecimiento activo.

Así es, trabajar tras la jubilación ayuda a mantener activas las capacidades cognitivas, evita las pérdidas de memoria y el retraso de su aparición y mantiene el poder de razonamiento por más tiempo ¡es genial!

Según los expertos también es recomendable para la prevención del Alzheimer, ¡como lo oyes! Además de tener grandes beneficios para un envejecimiento saludable reduce en gran medida los síntomas de la enfermedad del Alzheimer.

Actualmente la ley RDLey 5/2013 favorece la posibilidad de que nuestros mayores sigan trabajando y lo puedan compatibilizar con un 50% de su pensión, por lo que es posible disfrutar de la condición de pensionista como de un salario. Una ley que responde al envejecimiento de la población y la crisis del mercado laboral.

Por lo tanto, hay muchas circunstancias y factores que influyen en la decisión de trabajar después de la jubilación. Lo que sí es cierto es que es una tendencia del futuro por la preocupación de las pensiones, como por la propia legislación que asume la jubilación a los 67 años, con lo cual cada vez será más común que las personas opten por seguir trabajando.

Respecto a sus beneficios para la salud, podemos comprobar que trabajar después de la jubilación es muy positivo para fomentar una vida saludable. La jubilación es una nueva etapa de la vida en la que debemos mantener estímulos y motivaciones para no caer en la depresión. ¡Recuerda que no hay límite de edad para descubrir nuevos caminos!. De hecho, seguir trabajando, es una opción muy saludable para la autorrealización y la felicidad y sobre todo, para mantener un envejecimiento activo así que…

¡Feliz día del trabajador mayor!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *