Con motivo del Día Internacional de la fisioterapia, que se celebra el 8 de septiembre, queremos dar a conocer los beneficios que tiene la fisioterapia para mayores.

Fisioterapia para mayores

La fisioterapia juega un papel muy importante en la vida de los mayores, y en el proceso de envejecimiento activo. Término acuñado por la Oms a finales del siglo XX. La OMS define el envejecimiento activo como “el proceso de optimización de las oportunidades de salud, participación y seguridad, con el fin de mejorar la calidad de vida a medida que las personas envejecen”.

Actualmente vivimos en una sociedad envejecida debido a diferentes factores demográficos, como el aumento de la esperanza de vida, o la disminución de las tasas de  natalidad y fecundidad. Ahora, además de tener una sociedad más longeva gracias a los avances en medicina, también se pretende tener una tercera edad más activa y fructífera, queremos  que nuestros mayores participen de forma activa en la sociedad. De ahí la importancia de la fisioterapia para mayores.

El papel de la fisioterapia en el envejecimiento activo

Hay un dicho que dice «mejor prevenir que curar», pues lo mismo pasa con la fisioterapia y el envejecimiento activo. Durante el proceso de envejecimiento se van perdiendo facultades físicas, y también cognitivas y funcionales. Lo que conlleva además una pérdida de habilidades sociales. Y por lo general todo esto incide en la calidad de vida de las personas.

Por eso resulta tan interesante la capacidad de la medicina preventiva y de rehabilitación. Una actuación temprana evita en muchos casos, o por lo menos retrasa, la aparición de limitaciones funcionales, e incluso, situaciones de dependencia.

Reducir el deterioro funcional, la aparición de limitaciones , o prevenir trastornos de movimientos, es el objetivo primordial de la fisioterapia.

Fisiterapia para mayores

El rol de los fisioterapeutas en cuanto al envejecimiento activo

Según la Asociación Española de Fisioterapeutas,»Los fisioterapeutas son profesionales que prescriben el ejercicio físico como parte estructurada, segura y efectiva de un programa».

El trabajo de los fisioterapeutas consiste en mantener durante más tiempo la capacidad funcional de las personas en general, y de los mayores de 65 años en particular, a través de la práctica de ejercicio moderado. La OMS afirma que el ejercicio habitual en adultos mayores mejoran el equilibrio, la fuerza, la flexibilidad, la resistencia y la coordinación. Y gracias a todo esto se conseguirá reducir el número de caídas, que es la causa más habitual de discapacidad entre los mayores de 65 años.

La realización de ejercicio físico de forma regular ayuda a prevenir o  ralentizar muchas enfermedades no  contagiosas. Y además practicar ejercicio alivia los dolores asociados a la discapacidad.

Suscríbete

Y recibes promociones y novedades

Acepto las condiciones legales