Por fin llegan las Navidades, y con ellas las vacaciones de Navidad. Hoy queremos proponeros turismo amigable en Navidad, para que descanséis de la rutina, disfrutéis de nuevas experiencias y os divirtáis probando cosas nuevas y diferentes.

Turismo amigable en Navidad

Ya hemos hablado antes del turismo amigable con la tercera edad,  aquel que trata de adaptar sus servicios o productos a las necesidades de las personas mayores. Y es que además, lo bueno de este colectivo es que puede viajar en cualquier época del año, pues no están atados a obligaciones laborales que condicionen sus fechas. Así pueden viajar cuando quieran y a donde quieran, todo un filón para hoteles, touroperadores, agencias de viaje, y empresas que viven del turismo, que mantienen sus negocios abiertos en temporada baja. Sin hablar del personal que no va a engordar las listas del paro.

Temporada baja se considera de octubre a febrero, sin embargo, las fiestas navideñas se han convertido también en una excusa para viajar. Se ha puesto de moda el «turismo de luces», sobre todo en las grandes ciudades. Y de grandes ciudades amigables con la tercera edad en España sabemos bastante:

  • Granada, donde tenemos el árbol de navidad más grande de Europa. 55 metros y miles de luces de colores ¡Será por luces!, y además es ciudad amigable con los mayores.
  • Barcelona, que tiene un recorrido de luces de Navidad de 100 kilómetros, y es también ciudad amigable.
  • Madrid y su espectacular alumbrado. Además de los innumerables Led que recorren las míticas calles del centro, a escasos kilómetros se encuentra Torrejón de Ardoz, que ya sorprendió el año pasado con el paseo navideño más grande de Europa. Y Madrid, también es ciudad amigable con la tercera edad.

Turismo amigable con los mayores en Navidad

Y en  Noche Vieja…

 

Estas fiestas que tradicionalmente han sido familiares, se van convirtiendo también en la excusa perfecta para quedar con amigos. Cada vez son más frecuentes las escapadas o viajes de Noche Vieja con amigos. En la mayoría de los casos el destino no tiene mucha importancia, lo verdaderamente importante es la gente con la que decidas pasar la noche. Una casa rural para disfrutar de la compañía y de la naturaleza, o un crucero con todo incluido, donde cuentas hasta con un médico a bordo. Lo importante es que disfrutes vayas donde vayas, porque recuerda:

Eres el protagonista de tu vida, mereces ser feliz

Suscríbete

Y recibes promociones y novedades

Acepto las condiciones legales